viernes, 3 de junio de 2016

Sagrado Corazón de Jesús

Solemnidad del Sagrado Corazón de Jesús

¡Felicidades a toda la gran Familia
de
Misioneras de la Caridad y la Providencia!!!


En Especial a las Comunidades de 
Navahermosa (España),  Alajuela (Costa Rica)- Noviciado y Remedio (Panama), que le tienen como su Patrono.

Que el Corazón de Jesús inunde con su rayos de Amor  Misericordioso todos nuestros corazones, para amarle y servirle especialmente en los más necesitados.

Les trascribo de "Misericordia Divina y Victima de Amor" de Don Alfredo Tolín, unos fragmentos que explican la devoción de Madre María Luisa al Sagrado Corazón de Jesús (Tomado pag. 125-132):

Altar ofrecido al Corazón de Jesús en los primeros
años de la Congregación.
"...María Luisa Zancajo se encuentra inmersa en la religiosidad y la espiritualidad de su época. Y es evidente que su relación o contacto con la devoción al Corazón de Jesús es realmente grande. 

... utiliza la palabra Corazón, en referencia a Jesús, en incontables ocasiones, en distintas aplicaciones y con más contenido experiencial.
Ante todo, el Corazón (lo escribe así, con mayúscula) designa a toda la persona de Jesús, en su ser más íntimo. “Convenceré tu Corazón”; “unión de ella con mi Corazón”; “el amor que domina mi corazón”; “acercarse a mi Corazón”;”copiar de mi Corazón las virtudes”; “amante de mi Corazón”; “de Corazón a corazón”;“de corazón a Corazón”.  Es el mismo Jesús, más profundo y con un acento claro implícito o explícito: es el Jesús que ama, el “Jesús-amor”, que por ello no puede menos que constituirse en el “Jesús mi amor”.
Hay dos expresiones muy abundantes, referidas al Corazón de Jesús y que le califican en general: el “Divino Corazón” y el “Corazón amante, amantísimo o amoroso”. El corazón de Jesús para María Luisa Zancajo es “el divino Corazón amante”.

...El Jesús amante inunda de amor a las almas haciendo almas amantes que corresponden con amor y se benefician y se potencian más con su amor...

Hay un aspecto muy interesante en María Luisa Zancajo que está conectado con este tema del amor ofendido de Jesús y su misión salvadora. Es el de la reparación mediante la purificación. El Corazón amante es fuego purificador, transformador de las imperfecciones. Al igual que ayuda a habilitar las moradas de las almas, transforma las culpas y las imperfecciones consumiéndolas o convirtiéndolas en frutos positivos. Sólo es necesario acercárselas, presentárselas, en términos espirituales: “ofrecérselas”. A esto lo llama  “entrega de imperfecciones del mundo entero al Sagrado Corazón de Jesús”, y esto lo considera tan importante que lo introduce como un acto oficial  de su Fundación en las primeras constituciones."


Recordando, un vídeo de la Canción Tuya soy Jesús mío.