miércoles, 31 de agosto de 2016

Madres... Servicio...


¡Madres!

El servicio a nivel general está minusvalorado, pero el Señor en el Evangelio nos dice que, el que quiera ser el primero que SIRVA,  muchas confundimos la servidumbre con la verdadera generosidad. Darse por entero, hasta querer ser un átomo de la sangre de Jesús, es una virtud escasa, pero si nos arriesgamos a AMAR, podremos alcanzarla.

Ama al Refugiado, ama al que está caído, ama al pobre, pero Ama, ... Ama a tu vecino... al que no te voltea a ver, al que te desprecia, al enemigo.... pero AMA. Y será más fácil para TI Servir.

Eso es lo que hizo la Madre María Luisa, a la que queremos imitar por su virtudes, copiar su generosidad sin tiempo, horario, completamente para el Señor, a través del servicio a la Iglesia en los más pobres y desposeídos de su tiempo.

























Así a ejemplo de nuestra Madre, las Madres que han continuado la Misión, han sido fieles servidoras. ¡¡¡Gracias a ellas!!! 
Y seguiremos orando por la presente Madre y las futuras. 
Les presentamos el siguiente gif  recordándolas, así como al Padre Manuel que fue no sólo el Director Espiritual de la Madre, sino también de la Congregación por muchos años.